¿Se puede prevenir el cáncer de mama?

¿Se puede prevenir el cáncer de mama?

¿Se puede prevenir el cáncer de mama? Durante mucho tiempo se consideró que el cáncer de mama no se podía prevenir. Así que todos los esfuerzos se centraron en la detección precoz con mamografías. 

Hoy en día, además de detectarlo precozmente con mamografías, se intenta evitar su aparición mediante el control de los factores de riesgo modificables que os hemos explicado previamente. 

Así, aunque el control de estos factores de riesgo, no evita totalmente el cáncer de mama, sí se puede reducir hasta un 30% la probabilidad de que este aparezca. 

En esta infografía encontrarás 5 recomendaciones para prevenir el cáncer de mama: 

  • Come sanamente: sigue una dieta variada y equilibrada, sobre todo rica en aceite de oliva (dieta mediterránea). 
  • Muévete: has ejercicio físico entre 4 y 7 horas por semana. 
  • Cuidado con el alcohol: lo mejor es que no bebas alcohol en absoluto si no puedes, máximo una bebida al día. 
  • No fumes o controla el fumar: además de que previenes otros tipos de cáncer como el de pulmón. 
  • Las hormonas importan: si te es posible da lactancia materna por lo menos 6 meses. Evita el tratamiento hormonal sustitutivo.  

¿Se puede prevenir el cáncer de mama?

Factores que sí se pueden modificar y que son la base de la prevención: 

  • La obesidad y el sobrepeso aumentan la probabilidad de tener cáncer de mama después de la menopausia. Parece que el riesgo aumenta cuando la ganancia de peso se produce a lo largo de la vida adulta, es decir, entre los 18 y los 50 o 60 años. 
  • La vida sedentaria y la falta de ejercicio físico aumentan entre un 6% y un 13% el riesgo de cáncer de mama, especialmente el que afecta a mujeres postmenopáusicas. 
  • El alcohol. El riesgo aumenta alrededor del 10% en las mujeres que consumen 1 o 2 bebidas al día en comparación con las no bebedoras, y hasta el 50% en las mujeres que consumen 3-4 bebidas al día. 
  • El tabaco. Estudios recientes sugieren que fumar antes de tener hijos (especialmente en la adolescencia) incrementa el riesgo de tener cáncer de mama. Además, fumar en cualquier etapa de la vida es un factor de riesgo para el desarrollo de diferentes tipos de cáncer, incluido el de mama. 
  • Tomar terapia hormonal para los síntomas de la menopausia, sobre todo en tratamientos prolongados (a más tiempo mayor riesgo). No obstante, hay que resaltar que no todos los tratamientos tienen riesgo. Tu ginecólogo te podrá orientar. 

Cáncer de mama: ¿Cómo lograr una detección temprana?

Cáncer de mama: ¿Cómo lograr una detección temprana?

Sabemos que el cáncer de mama es aquel que se reproduce en los senos, en forma de tumores malignos; éstos, son un conjunto de células cancerosas que pueden ir invadiendo otros tejidos hasta propagarse a distintas partes del cuerpo.

¿Suena grave no? Pues lo es, el cáncer mama es el cáncer que provoca más muertes en las mujeres, es por eso que tiene una gran importancia la detección temprana de éste, pero ¿a qué nos referimos con “detección temprana”?

La detección temprana consiste en detectar el problema antes de que éste sea palpable o bien, antes de que se presenten síntomas. De ser así, incrementan en gran manera, las posibilidades de tener un tratamiento eficaz, ya que el cáncer inicial es más fácil de tratar, debido a que tiene un tamaño pequeño y aún no se ha propagado.

Recomendaciones para la detección temprana del cáncer de mama

Actualmente, se ha conocido que existen ciertos factores de riesgo, que hacen a la mujer más propensa a padecer este tipo de cáncer, estos son: el sexo , el envejecimiento, la genética, antecedentes (familiares con este padecimiento), densidad del tejido mamario, etc.

Ahora, conociendo los factores de riesgo, es posible lograr una detección oportuna del cáncer de mama, pues al saber que eres propensa, se pueden realizar exámenes de detección cuando el cáncer aún no es avanzado.

Otras recomendaciones:

  • Realizar autoexploración de senos  para detectar cualquier bulto o bolita en los senos.
  • Al realizar el auto examen, presta atención no solo en lo palpable, sino en la forma en que se ven tus senos (forma, color, textura, etc).
  • A partir de los 40 años de edad, se recomienda realizar exámenes para la detección del cáncer de mama, de manera anual.
  • Si eres propensa a padecer este cáncer, platícalo con tu médico, pues él te asesorará y te dirá con qué frecuencia realizar los estudios, o bien, si es necesario comenzar a realizarlos antes de los 40 años de edad.
  • Realízate exámenes médicos como la mamografía, ultrasonido mamario o una resonancia magnética del seno.

Recuerda que al lograr una detección temprana del cáncer de mama, tienes más posibilidades de vencerlo. Cuídate, conócete y quiérete.

Cáncer de mama: ¿Cómo lograr una detección temprana?

Cánceres del aparato reproductor femenino 

Cánceres del aparato reproductor femenino 

Cánceres del aparato reproductor femeninoEl cáncer puede aparecer en cualquier zona del aparato reproductor femenino: la vulva, la vagina, el cuello uterino, el útero, las trompas de Falopio o los ovarios. 

canceres del aparato reproductor femenino

Cáncer de útero 

A pesar de que frecuentemente es conocido como cáncer de útero, también se denomina carcinoma endometrial porque se inicia en el endometrio (revestimiento interno del útero).

Es el cuarto cáncer más frecuente entre las mujeres y el más frecuente del aparato reproductor femenino; se desarrolla después de la menopausia, en particular en las mujeres entre los 50 y 60 años.  

Cáncer del cuello uterino 

El cáncer cervicouterino es el extremo inferior del útero, el cual llega hasta el interior de la vagina. De los cánceres que afectan al aparato reproductor femenino, el cáncer cervical (carcinoma cervical) es el segundo más frecuente entre todas las mujeres y el más frecuente entre las mujeres más jóvenes.

En general afecta a mujeres entre 35 y 55 años. Este tipo de cáncer puede estar ocasionado por un virus (el papilomavirus humano) que se contagia a través de las relaciones sexuales. 

Cáncer de ovario 

El cáncer de ovario (carcinoma de ovario) se desarrolla sobre todo en las mujeres de entre 50 y 70 años; globalmente, alrededor de 1 de cada 7 mujeres desarrolla esta enfermedad. Es el tercer cáncer más frecuente del aparato reproductor femenino, pero en cambio mueren más mujeres de cáncer de ovario que de cualquier otro que afecte al aparato reproductor. 

Cáncer de vagina 

Sólo alrededor del uno por ciento de los cánceres del aparato reproductor femenino aparece en la vagina. El cáncer o carcinoma de vagina afecta a las mujeres de entre 45 y 65 años, y más del 95 por ciento de estos cánceres son carcinomas de células escamosas y en consecuencia se parecen a los cánceres de cuello uterino y de vulva.

El carcinoma vaginal de células escamosas puede estar producido por el virus del papiloma humano, la misma clase de virus que provoca verrugas genitales y cáncer cervical.  

Cáncer de las trompas de Falopio 

Este cáncer es el más raro de todos los que afectan al aparato reproductor femenino. Los síntomas son un cierto malestar abdominal y ocasionalmente una secreción acuosa o teñida de sangre que proviene de la vagina.

En general, se detecta una masa de gran tamaño en la pelvis y el diagnóstico se realiza después de su extirpación. Casi siempre es necesario practicar una histerectomía con extirpación de los ovarios y demás áreas circundantes, seguida de quimioterapia. El pronóstico es similar al del cáncer de ovario. 

En caso de tener alguna duda acerca de estos tipos de cancer puedes acudir a un especialista en ginecología que puede contestar tus dudas. 

5 señales tempranas para detectar cáncer cervicouterino 

5 señales tempranas para detectar cáncer cérvicouterino 

5 señales tempranas para detectar cáncer cervicouterinoLa detección oportuna es la mejor manera para combatir el cáncer de cuello uterino, por eso te decimos las primeras señales y factores de riesgo. 

Si bien el cáncer cérvicouterino o de cuello uterino ya no representa la amenaza que hace unos años, debido al avance en su tratamiento, es importante poner atención a las primeras señales, factores y síntomas claves que permiten detectar a tiempo esta enfermedad para darle un tratamiento oportuno.  

  5 señales tempranas para detectar cáncer cérvicouterino

Por esta razón, es muy importante que todas las mujeres se informen bien sobre esta enfermedad y consulten pronto al médico si consideran que están en riesgo. Aquí te presentamos algunas. 

  • Herencia: Las mujeres que tienen historia genética o antecedentes de familiares que padecieron cáncer de cuello uterino, tienen 3 veces más riesgo de desarrollar esta enfermedad.  
  • Sobrepeso: Es importante tener un peso saludable, ya que uno de los factores que pueden detonar la aparición de este tipo de cáncer es una alimentación saturada de grasas y carbohidratos. 
  • Edad: Iniciar la vida sexual a temprana edad, así como ser mamá en edades avanzadas (más de los 35 años) puede elevar el riesgo de padecer este cáncer. 
  • Padecer enfermedades de transmisión sexual: Como el virus del papiloma humanoVIH sida, incrementa el riesgo de cáncer en todo el sistema reproductivo. 
  • Enfermedades crónico degenerativas: Como diabetes o hipertensión, genera que el sistema inmune de una mujer decaiga y sea más factible la aparición de algunos tipos de cáncer, entre ellos el cérvico uterino. 

Recuerda que conocer los factores de riesgo del cáncer de cuello uterino también es muy importante para su prevención o detección a tiempo. Gracias a esta información las mujeres podrán identificar si están en posible riesgo de sufrir esta enfermedad.

Cáncer de ovario

Cáncer de ovario o cáncer ovárico es un tipo de cáncer que comienza en los ovarios, el aparato reproductor femenino que produce los óvulos.

cancer de ovarios

Síntomas del cáncer de ovario

Los síntomas son con frecuencia vagos y tanto las mujeres como los médicos generalmente se los atribuyen a otras afecciones más comunes. Cuando el cáncer se diagnostica, el tumor a menudo se ha diseminado más allá de los ovarios
Distensión

  • Dificultad para comer o sentirse lleno rápidamente
  • Dolor pélvico o abdominal

También se observan otros síntomas; sin embargo, estos síntomas son igualmente comunes en mujeres que no tienen cáncer.

  • Ciclo menstrual anormal
  • Síntomas digestivos
  • Estreñimiento
  • Aumento de gases
  • Indigestión
  • Inapetencia
  • Náuseas y vómitos
  • Sensación de pesadez pélvica
  • Distensión en abdomen o vientre
  • Dolor de espalda inexplicable que empeora con el tiempo
  • Sangrado vaginal
  • Molestia abdominal baja y vaga
  • Pérdida o aumento de peso

 

Causas del cáncer de ovarios

El cáncer de ovario, cuya causa se desconoce, es el quinto cáncer más común entre las mujeres y provoca más muertes que cualquier otro cáncer del aparato reproductor.

El riesgo de sufrir parece estar afectado por varios factores. Cuantos más hijos tenga una mujer y cuanto más temprano en su vida dé a luz, menor será el riesgo de presentar este tipo de cáncer. Igualmente, ciertos defectos genéticos (BRCA1 y BRCA2) son responsables de un pequeño número de casos.

Las mujeres con antecedentes personales de cáncer de mama o antecedentes familiares de cáncer de mama o de ovarios tienen un mayor riesgo de sufrir este tipo.

Pruebas diagnósticas del cáncer de ovarios

Un examen físico o chequeos médicos puede revelar un abdomen hinchado y líquido dentro de la cavidad abdominal. Un examen de la pelvis puede revelar una masa abdominal o en el ovario.

Un análisis de sangre para CA-125 no se considera una buena prueba de detección.

Otros exámenes que se pueden hacer abarcan:

  • Química sanguínea y hemograma completos.
  • Prueba de embarazo (GCH en suero).
  • Tomografía computarizada o resonancia magnética de la pelvis o del abdomen.
  • Ecografía de la pelvis.

Se pueden llevar a cabo una laparoscopia pélvica o laparotomía exploratoria para evaluar síntomas y realizar una biopsia para ayudar a hacer el diagnóstico.

Tratamiento

La cirugía se utiliza para tratar todas las fases o estadios del cáncer ovárico. Para cáncer en estadio inicial, puede ser el único tratamiento. La cirugía implica:

  • Extirpación del útero (histerectomía total).
  • Extirpación de ovarios y trompas de Falopio (ovariosalpingectomía bilateral).
  • Extirpación parcial o completa del epiplón, la capa grasa que cubre y forra los órganos en el abdomen.
  • Examen, biopsia o extirpación de los ganglios linfáticos y otros tejidos en la pelvis y el abdomen.

Se ha demostrado que la cirugía realizada por un especialista en cáncer del aparato reproductor de la mujer da como resultado una tasa de eficacia más alta.

La quimioterapia se utiliza después de la cirugía para tratar cualquier enfermedad remanente y también se puede emplear si el cáncer reaparece. La quimioterapia se puede administrar dentro de las venas o, algunas veces, directamente dentro de la cavidad abdominal.

Para mas información puedes tratar con nuestro servicio de ginecología. No te quedes con la duda, infórmate, lo importante es cuidar tu salud.

Síntomas del cáncer de mama

Síntomas del cáncer de mama

En este artículo hablaremos sobre las alteraciones por las que el cuerpo de las mujeres con cáncer de mama. Compartiremos información útil que le puedan ayudar a discernir si necesita o no de ayuda médica.

Las mujeres que sufren de cáncer de mama pueden experimentar diversos cambios o síntomas en las glándulas mamarias, sin embargo, muchas mujer no presentan ningún signo o síntoma cuando son diagnosticadas. En la mayoría de las ocasiones, los cambios que experimenta en las mamas no se deben necesariamente al cáncer.

Autoexploración ¿Cuáles son los síntomas del cáncer de mama?

En primer lugar, lo hay que notar es si tiene algún bulto que se palpe en forma de nudo de la glándula mamaria o por debajo del brazo. Es necesario que palpe por el mismo lugar en el otro seno para dar por hecho de que no se trate de una parte del tejido mamario sano.

Es importante percatarse si los senos han cambiado de tamaño o forma. Además, es necesario presionar un poco los pezones para asegurarse de que no se produce secreción alguna o de que no secrete sangre. También, es se necesita prestar atención a los cambios físicos en los pezones, en dado caso de presentar pezones invertidos o alguna llaga en la zona.

Cuando exista irritación en la piel o cambios tales como:

-Hoyuelos

-Escamosidad

-Pliegues

-Rugosidades

-Mamas tibias

-Glándulas mamarias hinchadas

-Mamas enrojecidas

-Erupción cutánea en la piel

-Dolor en pechos

sintomas cancer-de-mama

En dado caso de presentar uno o más de los síntomas mencionados anteriormente, es necesario pedir ayuda profesional, consulte a su ginecólogo. El profesionista de la salud femenina le hará un diagnóstico para averiguar cuál es el origen de su problema.

Si su diagnóstico llegara a ser cáncer de mama, para contrarrestar los síntomas es necesaria la atención médica y comenzar un tratamiento contra el padecimiento. El contactar a su equipo de atención de salud para tratar sus dudas sobre los síntomas que está experimentando, incluso así se trate de uno nuevo o nota alguna alteración, es fundamental.

 

Síntomas ante lo que debes acudir a tu ginecólogo

Presentas alguno de estos síntomas, acude al ginecólogo 

Existen algunos síntomas que no tomamos importancia , estos pueden afectar nuestra salud sin darnos cuenta y que esto puede llegar a problemas aún más serios y debemos de conocer cómo evitar y prevenir estas enfermedades y cuáles son los síntomas de estas.

El cáncer más frecuente que podemos llegar a tener nosotras las mujeres son el cáncer cervicauterino y de ovario.

Sin embargo hay síntomas similares a otras enfermedades y por ello también debemos acudir a una ginecología, por lo tanto no hay que ignorar ningún síntoma que veraz a continuación:

  • SANGRADO VAGINAL LUEGO DE LA MENOPAUSIA

Si has tenido sangrado vaginal raro y estas en la etapa de la menopausia o después de la menopausia debes acudir de inmediato con un ginecólogo ya que el 10% de estos casos tienen que ver con el cáncer cervicauterino o de endometrio.

  •  SANGRADO VAGINAL EXTRAÑO ANTES DE LA MENOPAUSIA

Una alerta de cáncer de endometrio o cuello uterino puede ser un sangrado que dure más de lo habitual, que aparezca entre los periodos o que este después de tener una relación sexual.

  • DOLOR PELVICO

Muchas de nosotras tenemos comúnmente dolor o molestias en la zona pélvica, en algunos casos las molestias persistentes, mala digestión, calambres e incluso gases pueden ser síntomas de cáncer ovárico

  • SUBIR O BAJAR DE PESO REPENTINAMENTE

Si notas cualquier cambio repentino y anormal en tu peso y no estas a dieta es recomendable acudir con un ginecólogo ya que estos síntomas lo padecen las personas con cáncer de ovario por lo que el tumor y el conjunto de mucho líquido en el abdomen son los factores.¡

  • FALTA DE APETITO

El cáncer de ovario cambia o modifica tu metabolismo por lo que puede llegar a provocar el no tener hambre por lo que se recomienda que al momento que notes tu falta de apetito anormal debes acudir con un doctor

El motivo de mostrarte estas señales es con el fin de que estés bien informada y es bueno estar alerta a estos síntomas para tener una buena salud y que acudas con tu ginecólogo para evitar problemas mayores, no con el motivo de que vivas preocupada, sino con el motivo de que te cuides y estés mas informada.

ir-al-ginecologo